Scroll MoovitAV - ¡Próximamente! Servicios de red de transporte autónomo de Mobileye y Moovit Más información aquí arrow-right

La nueva normalidad: cómo atraer de vuelta a los pasajeros tras la COVID-19

Publicado: marzo 1, 2021

Primera parte: un cambio necesario

Los desafíos planteados por el coronavirus han creado incertidumbre sobre cómo el transporte público puede recuperarse tras estos mínimos históricos de pasajeros y el temor de los ciudadanos a contraer el virus en autobuses o trenes. El distanciamiento social está aquí para quedarse en el futuro previsible y, sin embargo, el transporte público sigue siendo y seguirá siendo un salvavidas en todo el mundo.

La desescalada de las restricciones relacionadas con la COVID-19 en ciertos países representa una excelente oportunidad para que los operadores de transporte comiencen a repensar el transporte público, optimizándolo para que sea más eficiente, resiliente y fácil de usar.

La industria del transporte se esfuerza por crear ciudades más sostenibles y habitables reduciendo la congestión y mejorando la movilidad de los ciudadanos. Si bien tradicionalmente se ha enfocado más en reducir las emisiones de carbono y aumentar las opciones de movilidad, ciudades y operadores deben ajustar sus  estrategias para abordar los retos que plantea la COVID-19. Desde el comienzo de la pandemia hasta ahora, la estrategia se ha centrado en promover el confinamiento, reducir los servicios de transporte público, y ofrecer todas las precauciones de seguridad necesarias para proteger a empleados y pasajeros.

Ahora, a medida que las cosas comienzan a calmarse, las ciudades y operadores de transporte deben comenzar a pensar en cómo podemos atraer de nuevo a los pasajeros y qué servicios se pueden adaptar para dar mejor respuesta a la situación actual. En resumen, cómo recuperar usuarios.

Estas son dos formas en las que Moovit ha estado ayudando a los operadores, ayudando a “cambiar” la percepción de pasajeros del transporte público y creando soluciones más sostenibles que pueden ayudar a llegar con éxito a una recuperación total.

 

Actualizaciones de servicios y comunicación en tiempo real

Una de las labores más importantes que deben asumir los operadores de transporte público es asegurarse de que los pasajeros estén informados de cuándo se reanuda el servicio y qué cambios habrán. Lo más probable es que hayan nuevos protocolos de seguridad que cumplir y los servicios comenzarían en etapas escalonadas. Para que los operadores recuperen a los usuarios, es esencial que estén al tanto de estos cambios. Es necesario transmitir el mensaje de todas las formas posibles: redes sociales, alertas de servicio y las notificaciones en la aplicación de Moovit, y su propia web y canales de comunicación.

Además, proporcionar a los pasajeros información en tiempo real sobre estos cambios de servicio y actualizaciones, ayudará a reducir el estrés  y dudas de los pasajeros mientras vuelven a su rutina habitual. Los usuarios pueden tener horarios totalmente nuevos en el mundo posterior a COVID, y si ciudades y operadores pueden ayudar a aliviar su estrés y hacer que la nueva transición sea lo más fácil posible, será de gran ayuda para recuperar su lealtad.

Asociación con servicios de micromovilidad

Con la reducción del transporte público y el uso del automóvil debido a la COVID-19, ha habido un aumento en el uso de la micromovilidad allá donde está disponible. En todo el mundo, las ciudades están comenzando a fomentar el uso de bicicletas compartidas, scooters y servicios similares para evitar la precipitación al uso de un solo automóvil.

Las ciudades y operadores de transporte tienen la oportunidad de combinar las opciones de micromovilidad con los sistemas de transporte público de manera que mejoren la experiencia de movilidad urbana de los ciudadanos y les ayuden a ganar confianza a medida que comienzan su nueva normalidad.

La aplicación de Moovit permite a los usuarios elegir entre todas las opciones de movilidad disponibles en su ruta, lo que les permite utilizar una combinación de opciones de movilidad pública y privada para llegar a su destino. Armados con horarios actualizados, rutas y otras opciones disponibles, los ciudadanos tendrán más opciones sobre cómo llegar a su destino.

La flexibilidad es imperativa en situaciones de emergencia, pero los operadores de transporte también pueden ofrecer a los pasajeros mayor flexibilidad en sus planes de viaje diarios. Al asociarse con servicios de bicicletas y scooters compartidos, los pasajeros tendrán el incentivo de usar la micromovilidad para un acceso rápido a áreas cercanas, acceso de primera/última milla hacia y desde el transporte público, como una alternativa a conducir automóviles a las estaciones, y durante los aumentos repentinos de los pasajeros del transporte público, como en grandes eventos.

 

Combinando una mejor comunicación en tiempo real con los pasajeros y más opciones de movilidad para los ciudadanos, ciudades y operadores pueden devolver la confianza a los pasajeros para que vuelvan al transporte público. En nuestra próxima publicación, discutiremos las formas reales en que los operadores pueden mejorar los servicios de manera rápida y eficiente para ganar más pasajeros después tras la COVID.

 

Volver al Blog